¿Cómo reforzar los lazos con tu perro de la forma más adecuada posible?

El perro es la mascota por excelencia en la mayor parte del mundo, sin lugar a dudas son animales fieles, cariñosos y sobre todo muy inteligentes. Tener un perro es una alternativa que te brindará felicidad y al mismo tiempo es una gran responsabilidad, no solo por el hecho de que este necesite alimento, cuidado y aseo,  sino porque es como un hijo más que debe ser atendido y al cual se debe conocer para procurar que la relación mascota-dueño sea lo más cómoda posible. Es ahí donde te preguntas cómo reforzar los lazos con tu perro, y te tengo la respuesta.

A continuación se presentan una serie de consejos que permitirán que la relación con nuestros adorables compañeros caninos sea más fácil.

Mantén el contacto visual

Mirar a tu perro hará que este genere hormonas y se sienta de formas distintas. Por ejemplo, si lo ves de manera autoritaria o agresiva se pondrá alerta; por otro lado, si dedicas un tiempo a darle miradas seguras y alegres, secretará oxitocina, mejor conocida como la hormona del amor. Esta hormona provoca que se sienta más relajado, elimina la ansiedad y el estrés.

Debes  ser generoso con las miradas a tu peludo compañero.

Conoce el carácter y el lenguaje corporal

Así como cada ser humano tiene una conducta, lo mismo ocurre con las mascotas; un perro extrovertido disfrutara la compañía de otras personas y animales, mientras que uno tímido será más retraído y evitará el contacto; en este último caso debes saber administrar el acercamiento.

Conocer a tu mascota te permite saber qué cosas le alegran o le disgustan y así poder ofrecérselas o evitarlas, según sea el caso.

Observa el comportamiento de tu mascota, esto será vital para la convivencia; cada perro demuestra una inteligencia nata desde su madurez, lo cual les permite de alguna forma decirte lo que desean por medio de expresiones o conductas. Por ejemplo, un estornudo o un exceso de secreción oral puede ser síntoma de que está nervioso; mostrar el abdomen o recostarse a tu lado indica que está cómodo y seguro en tu presencia. Intenta observar estas señales y así la relación será cada vez mejor.

Paséalo, ejercítalo y llévalo de excursión

Para un perro, pasear, corretear, y explorar nuevos horizontes son actividades sumamente divertidas.

El paseo con tu perro es algo a lo que debes prestar atención, intenta igualar tu ritmo al suyo sin dejar que este te controle, simplemente ponte un poco en sus patas. Háblale durante este tiempo, míralo y dale la atención que se merece.

Ejercitar a tu can no solo fortalece el cuerpo y los músculos, sino que refuerza el vínculo que existe entre ustedes; además, al mismo tiempo haces ejercicio y te beneficias; ten en cuenta que tu peludo amigo nunca te dejará flaquear y renovará tu energía con la suya. Una vez que se haga costumbre esta actividad, será el perro el primero en anotarse a las salidas de ejercicio.

Una excursión al parque, la montaña o la playa, es el momento propicio para darle rienda suelta al instinto de tu compañero cuadrúpedo, ellos adoran correr y descubrir nuevos olores y lugares. Esta actividad dejará grabados momentos inolvidables no solo en tu mente, sino en la de él.

Cómo reforzar los lazos con tu perro

Masajéalo y acarícialo

A todos nos gusta un toque suave y relajante de vez en cuando, pues lo mismo ocurre con tu mascota. Recibir un estímulo detrás de las orejas, en la pancita, el cuello o la espalda, liberará la presión acumulada en su cuerpo y al mismo tiempo te dará la oportunidad de conocerlo un poco más. Podrás ir notando cuándo le gusta que haya más presión.

Reposar en tu regazo mientras lo acaricias, hará que tu perro sienta que de verdad te preocupas por él; llámalo por su nombre y déjale saber que ese momento es para compartirlo juntos; olvida un poco la tv o el celular y dedica ese instante a tu amigo.

Juega con él

Todo perro tiene una pelota o un juguete preferido, úsalo y deja que se divierta un momento junto a ti mientras lo busca o lo hala; algunos juguetes harán que tenga más fuerza en la mandíbula y les permitirá tener una mejor salud bucal.

Invéntate un juego donde lo premies y lo retes a buscar algún objeto o comida (premios comestibles), el olfato de los canes es su mejor sentido, mantenerlo ejercitado y a tono es importante, tanto para su salud, como para su comodidad y buen desarrollo.

Llévalo de compras

Para tu perro, el salir contigo a la tienda de mascotas y poder elegir su propio juguete, será una experiencia que se grabará en su mente y así el juguete elegido también cobrará un valor inestimable, dado a que al verlo podrá recordar esa ocasión.

Regálale una comida juntos

Sí, aunque suene un poco descabellado, en la actualidad hay restaurantes o sitios de comida que permiten que lleves a tus mascotas. En estos lugares las mascotas también pueden disfrutar de un plato justo a tu lado, y degustar un poco de gastronomía diseñada para ellos, o simplemente recostarse a tus pies y así sentir que son parte de la familia compartiendo un momento diferente.

Sé positivo y mantén la calma

Los canes son animales muy atentos, perceptivos  a los cambios de ánimo y a las situaciones que pueden generarles estrés. Una actitud segura de tu parte, permitirá que este se sienta a gusto, adoptando una postura relajada y tranquila.

Por otro lado, la respuesta que das a situaciones de estrés o de fatiga, también puede alterar a tu mascota; si hay un acontecimiento de esta magnitud, procura mantenerte calmado y así él sentirá que no das tanta importancia a lo que ocurre, bajando la guardia y siguiendo tu ejemplo.

Del mismo modo recuerda que su oído es sensible y evítale situaciones de ruido excesivo, como juegos pirotécnicos o explosiones.

Los chuchillos captan el amor y la atención que les brindas, por ello, el procurar este tipo de situaciones y darles la posición que verdaderamente se merecen dentro del grupo familiar, hará que sean más felices. Esto también te brindará satisfacción.

Ponte manos a la obra y haz que tu peludo compañero sea parte de tu vida, recuerda que fuiste tú quien decidió incluirlo dentro de tu núcleo y no al contrario. Ahora que sabes cómo reforzar los lazos con tu perro, regálale más momentos a tu lado y ten por seguro que esto será reciproco.

Deja un comentario

He leído y acepto la política de privacidad *

Información básica sobre la protección de datos
Responsable: El titular de la web Más información
Finalidad: Moderar los comentarios. Más información.
Legitimación: Por tu consentimiento. Más información.
Destinatarias/os: Los datos se guardan en los servidores de Webempresa, donde está alojado este sitio web. Más información.
Derechos: Tienes derecho a acceder, rectificar, limitar o suprimir tus datos, así como otros que te explico en la información adicional.
Plazo de conservación de los datos: Hasta que no se solicite la supresión por parte de la persona interesada.
Información adicional: Puedes consultar la información adicional y detallada sobre la protección de tus datos personales en mi política de privacidad.